Casa rural Cal Furriel
  Lagunas de Villafáfila
 

Localización

                      
                      

Centro de interpretación

                                       
Avutardas, gansos, garzas, avefrías y zarapitos pueblan este espacio zamorano. Las Salinas. La Reserva Regional de las Lagunas de Villafáfila ocupa una extensión total de treinta y dos mil hectáreas y acoge más de ciento diez clasificaciones de aves, entre ellas el diez por ciento de la población mundial de avutardas.

La impermeabilidad del suelo de este espacio natural favorece que el agua inunde grandes extensiones de terreno, formando distintos humedales de pequeño tamaño y otros más considerables y de mayor importancia como La Laguna Grande, la de Barrillos y la de las Salinas.


                       


                                               

 

En los palomares anidan infinidad de aves, no sólo palomas.


Este paisaje plano e inmenso constituye la segunda zona de invernada de aves de la Península, después de las Marismas del Guadalquivir. Aquí pasan el invierno más de veinte mil ejemplares de ánsar común, el mayor de los gansos europeos, entre una lista infinita de aves.

Sólo el vuelo de estos ejemplares y los típicos palomares de barro, propios de Tierra de Campos rompen la monotonía de esta llanura húmeda. Doscientos de estos singulares edificios se conservan aún en pie, aunque algunos algo abandonados. Los de Villarrín y Villafáfila son de los más admirados.


Palomares:
Esos gigantes de tapial o adobe están aislados en medio de la estepa como si fueran vigías del paso de las aves y del lento crecimiento del cereal.

 

Sus oquedades o "nidales" sirven a más aves que la paloma para situar sus nidos en un lugar donde la ausencia de árboles, construcciones y accidentes del terreno, impiden en ocasiones a las aves anidar en otro lugar.

Entre las especies que nidifican en los palomares cabe destacar el cernícalo primilla, que cada año viene de África a esta estepa para anidar en numerosas colonias que en muchas ocasiones se sitúan sobre grupos de palomares.
                                   
                                                                  

La baja producción que el hombre ha obtenido de ellos los ha llevado al progresivo abandono que ha provocado en muchos casos su destrucción. 
En
la ZEPA (Zona de Especial Protección de Aves) de Villafáfila se ha intentado, por medio de un proyecto de la U.E. (Unión Europea), conservar el hábitat del cernícalo primilla. Este Proyecto LIFE va ligado estrechamente a los palomares, ya que son básicos para que aniden los cernícalos, y por eso se han concedido ayudas para recuperar palomares que de otro modo habrían desaparecido.

El Ayuntamiento de Villafáfila ha creado un Centro de Interpretación de Palomares, que ya está abierto al público, y donde podrán ver con detalle como son estas construcciones y visitar un palomar situado dentro de este Centro.


                                 


Horarios:
 

Desde el 1 de octubre hasta el 31 de marzo

Mañanas:

de 10:00 a 14:00 h.

Tardes: 

de 16:00 a 19:00 h.

                  

Desde el 1 de abril hasta el 30 de septiembre

 Mañanas:

de 10:30 a 14:00 h.

   Tardes: 

de 16:30 a 20:00 h.



 
  10623 visitantes  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=